Nº 180

LA DECADENCIA DE JAÉN “LO DE SIEMPRE”

             Hoy ya “veo a Jaén y provincia”, cuasi como a aquellas ciudades opulentas edificadas en “los cotos mineros del oro de América”; las que si bien lo fuero mientras hubo filones que mantuvieron aquella opulencia, se mantuvieron, pero acabados los mismos, con ellos acabó todo y desaparecieron o fueron languideciendo hasta quedar en residuos vergonzantes, puesto que los que quedaron no supieron encontrar otros recursos.

            Aquí las riquezas de las minas de plata de Sierra Morena, controladas por reyes que habitaron en ciudades muy importantes (Cástulo hoy sólo ruinas y además devastadas) y que permitieron hasta “pactos de Estado” (Aníbal-Himilce) y resucitadas muchos siglos después con los cotos mineros de Linares-La Carolina y otros; con los yacimientos de plomo, que en realidad fueron explotados por compañías extranjeras; desaparecida esta riqueza, solo quedaron las ruinas que quedaron y una ciudad, que pese a los muchos intentos de industrialización, todos han fallado, como incluso fue un fallo bochornoso, el entonces denominado “Plan Jaén”, con el que Franco pretendió revitalizar lo que desde muchos siglos atrás, fue un provincia muy atrasada y basada en una riqueza, agrícola-ganadera “en manos de pocos y de nula capacidad industrial y lo que terminó siendo algo así como una inmensa granja de hombres, para la emigración y que aún pese a los avances técnicos, sigue siendo solo eso”.

La gente se cría aquí, desde aquí y el que puede, realiza estudios, pero al final y como afirma el maldito dicho popular… “carretera y manta”; y el que no tiene estudios, por simplemente poder subsistir, tiene que irse fuera, aquí siempre quedaron “los residuos” o menos válidos, por lo que la pobreza es la constante en un territorio, donde caben… “la mitad de Bélgica u Holanda”.

            Por causas varias y de subsistencia (pienso) se inició una plantación masiva de olivas (aquí se decía olivas y no olivos) y de forma lenta se llegó a ser, “la mayor productora de aceite de aceituna (mal llamado de oliva) luego encumbrado el nombre como el oro verde”; pero como nunca se llegó a saber comerciar y propagar este “único aceite, ya que sólo se puede denominar aceite el que desde milenios se denomina aceite de aceituna (el resto son grasas de lo que sean, pero grasas, muchas de ellas nocivas por demás). Esta riqueza era algo así como “reserva de bienes de los ricos o ricos-ricos, puesto que tener una finca en Jaén para esos ricos era como tener un feudo en el medievo o un latifundio en tiempo de los romanos”, o sea algo así como “ser dueño de vidas y haciendas y con derecho de pernada o anti-pernada” y además, siervos o esclavos y caza mayor y menor, incluso de “conceder cuernos a diestro y siniestro”.

            Hasta incluso aquellos “poderosos”; dedicaban sus vástagos a las carreras privilegiadas del Estado, dejando aquí, al más tonto que cuidase la finca o latifundio, ya que eso y con ayuda del “administrador”, era como hoy ser político, que cualquiera cabe en esa profesión y llegando a un cierto poder, la vida la tienen asegurada. Esto es un resumen muy descarnado, pero que lo confirmen los viejos que aún viven y pueden contarlo… “o lean a los buenos escritores que escribieron lo que en realidad fue el infierno andaluz”, por ejemplo Vicente Blasco Ibáñez, en sus libros que dedicó a esta región, que fueron más de uno.

            En tal situación de tristes y terribles sucesos, siempre la riqueza añadida se ha ido fuera, por imposición o regalo idiota, como “ayer mismo”, a los gobernantes que se dicen “socialistas”, se les ocurre regalar a una caja de ahorros malagueña, la muy próspera “Caja Provincial de Ahorros de Jaén”; lo que no se le ocurre, al más idiota de los tontos, ni incluso aquel que dicen que “asó la manteca”. ¿Por qué se hizo? ¿Qué intereses ocultos hubo y hay y qué buitres se beneficiaron? ¿Se cumplieron todas las contrapartidas pactadas en tan gran desastre o encima y hasta esas miserias ni se han cumplido? ¿En base a ello no se puede recuperar la “regalada” Caja Provincial de Ahorros Provincial de Jaén? ¿Por qué si no se pudiera recuperar, no se funda una nueva, con los muchos excedentes que cada año sobran en la Diputación Provincial? ¿El dinero de Jaén no debe ser controlado por los de Jaén? ¡Menos mal que aún nos queda La Caja Rural Provincial (“qué se está tramando igualmente que nos sea robada”)! ¡¿Qué hacen los políticos que dicen ser de Jaén y que se supone fueron para defender todos los intereses provinciales!?

                        Aquí ya lo único que queda es fundar un partido netamente con nativos provinciales y que “juren por sus muertos”, que se van a dedicar en cuerpo y alma, a defender Jaén, como nunca se hizo, ni antes, ni durante, ni después de Franco; hay que eliminar, “toda la política mercenaria y al servicio sólo de la panza y el bolsillo de los listos de siempre”; las miserias que sufrió y sufre esta tierra, sólo se eliminarán si de verdad la sentimos como propia y compartida en los intereses, de los propietarios de bienes y lo que asalariados a ellos, quieren vivir y prosperar de lar enormes riquezas que aquí hubo y hay; las que miserablemente han sido dilapidadas en favor siempre de los de fuera, puesto que Jaén, sigue siendo una colonia explotada por intereses foráneos.

            No nos quejemos idiotamente más, hay que obrar con inteligencia y tesón y hacer lo que la lógica indica siempre, “llorando solo recibiremos las bofetadas de siempre y seguiremos jodidos, al máximo”.

            Empecemos consumiendo productos obtenidos en la industria de Jaén; compremos en los establecimientos de Jaén, practiquemos en todo lo posible “la autarquía”; ayudando al comprovinciano, nos ayudamos a nosotros mismos; es lo que practican desde siempre, los catalanes, que son  los que “nos dan sopas con honda”, puesto que sabe lo que es el dinero… “la pela es la pela”, analicen lo que ello fue y sigue siendo, donde acaban de sacarle “al vendido Rajoy”, cuatro o cinco mil millones de Euros, los que se los dará “bajándose una vez más los pantalones, en vez de meter a más de uno en la cárcel y por varios lustros como mínimo”.

            Y finalmente y sobre lo que “cantó” ese poeta que tanto propaga hoy el socialismo provincial… ¡¡DEFIÉNDETE BRAVA!! Y no se use su obra, nada más que como propaganda política, que no solucionó nada, en los cuarenta años últimos, tiempo ya más largo que el que ocupó Franco, que al menos dejó una serie de pantanos, aunque mucha de esa agua, sean reservas para campos de otras provincias y para el “arroz de Sevilla”. Se pueden decir muchas más cosas (que he venido diciendo en muchos años anteriores?... “pero por hoy basta”; agradezcamos este nuevo mensaje a “Viva Jaén”, puesto que el resto de medios “en este “controlado Jaén” no serían capaces de difundir ni una mínima parte del mismo, pese a que como Viva Jaén, reciben casi a diario, mis artículos y con esto aclaro a quienes me siguen su extrañeza de que no aparezcan mis artículos y ningún otro medio más… “ellos sabrá por qué, pues son gratuitos, yo con mis trabajos intelectuales hago lo que “el sastre del campillo”.

 

Antonio García Fuentes

www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más)

Jaén: 08 de Mayo del 2017

 

 

 

ATRAS / PAGINA PRINCIPAL